Archivos por Etiqueta: convenio

Adoexpo y el Banco Popular firman convenido

adoexpo y bpEl Banco Popular Dominicano y la Asociación Dominicana de Exportadores (Adoexpo) renovaron su alianza interinstitucional para el fomento de las exportaciones nacionales a través de la plataforma ProExporta Popular, la cual al cierre de su segundo año de operaciones ha otorgado más de RD$20,048 millones en crédito a 275 empresas exportadoras, de las cuales el 60% es pyme.

En sus dos años de ejecución, el 76% de los créditos concedidos a exportadores se canalizó al sector industrial, seguido por un 19% del financiamiento otorgado al sector servicios, y luego, en menor medida, con el 5% restante, a otros sectores productivos.

Una de las grandes innovaciones de ProExporta es que más de 350 empresas exportadoras han recibido capacitación en las mejores prácticas contables y administrativas, en finanzas, acceso a los mercados internacionales, marketing, entre otros aspectos.

Además, se han distribuido más de 1,500 ejemplares de la “Guía para el exportador”, un documento que resume los trámites legales necesarios para exportar a Estados Unidos, Europa y otras regiones del mundo, así como las entidades gubernamentales dominicanas que intervienen en la verificación de las exportaciones.

“Todo esto hace de ProExporta una iniciativa pionera y única en su clase, constituyéndose en la principal respuesta privada para el desarrollo de las exportaciones dominicanas”, manifestó Luis E. Espínola, vicepresidente ejecutivo de Negocios Internacionales y Banca Privada del Banco Popular, tras la renovación del acuerdo, en un acto protocolar que contó con la presencia del Consejo Directivo de Adoexpo.

Tomado del Listín Diario

La DGII pide actualizar convenido entre RD-Canadá

dgiicanadaEl director general de Impuestos Internos, Guarocuya Félix, aprovechó ayer el escenario del almuerzo-conferencia de la Cámara de Comercio Domínico-Canadiense para solicitar la revisión y actualización del convenio que se firmó con Canadá en agosto de 1976 para evitar la doble tributación y la evasión fiscal.

Indicó que este es un convenio que deben ser revisado por ambos países a la luz del desarrollo de la normativa internacional. Indicó que este acuerdo, para evitar la doble tributación, toma en cuenta el impuesto sobre la renta y sobre el patrimonio, tanto para los beneficios de las empresas, del transporte marítimo y aéreo, el tema de los dividendo, intereses, ganancias por enajenación de propiedades, profesiones independientes, y  otros aspectos.

Destacó que en las informaciones complementarias con relación a este convenio se contempla que los intercambios serán previsibles y relevantes en cuanto a la aplicación del tratado, en tanto a la administración y aplicación de la Ley Nacional de las partes contratantes. Señaló que “a la fecha hemos tenido intercambio de información, sobre todo a solicitud por parte de Canadá, seis solicitudes que hemos tramitado”; sin embargo, sostuvo que “este convenio no es solo de doble tributación, sino que es un convenio de intercambio de información fiscal”.

 Guarocuya Félix afirmó  que dicho convenio ha sido más usado por la administración canadiense que por las autoridades dominicanas, y puntualizando que Canadá ha hecho un uso más formal de este instrumento, en tanto que República Dominicana lo ha hecho en forma más informal.

Agradeció a la autoridad tributaria del Canadá por vía de su embajador, por su colaboración cuando el país ha necesitado de “cualquier tipo de información”, sobre todo en regulación minera.
El director de Impuestos Internos, durante su presentación en el almuerzo de la Cámara de Comercio Domínico-Canadiense “Fondos de Inversión y Fideicomiso”, destacó el significativo crecimiento de este mercado indicando que a la fecha existen 195 fideicomisos, 21 fiduciarias, 14 fondos de inversión y siete sociedades administradoras de fondos de inversión.

Guarocuya Félix consideró que se debe romper el mito de que los beneficios de la figura del fideicomiso son los incentivos tributarios. Refirió que los impuestos a pagar en un proyecto fideicomisado son los mismos que se pagan un proyecto que no usa esta figura.

Citó dentro de los retos a vencer en este tema, que la regulación debe sea simplificada y que no es posible que la Ley 189-11 tenga tres entidades reguladoras.

Consideró, además, que esta ley cuenta con una administración compleja que los actores irán aprendiendo de manera conjunta.

Félix también abordó los retos de la figura del fideicomiso en las alianzas público-privadas, señalando que el Estado no se debe actuar como beneficiario de la misma, sino que debe ser este el incentivo del sector privado, al asumir proyectos bajo esta modalidad.
La Cámara de Comercio Dominico Canadiense realizó ayer un Foro Empresarial con el tema “Fondos de Inversión y Fideicomisos”, con la participación de empresarios y representantes del sector público.

El evento fue organizado en los salones del Hotel Embajador y el mismo contó con la participación de expertos nacionales e internacionales.

Edgar del Toro, del Grupo JMMB, sostuvo que muchos países del Sur y Centroamérica con economías más pequeñas que República Dominicana tienen una penetración más alta de los fondos de inversión, lo que indica a su juicio el gran potencial que ésta por desarrollarse en este aspecto.

Reveló que los fondos de inversión en el país están manejando US$120 millones y que fue en el 2015, cuando este mercado registró un salto “exponencial”, registrando una tasa de crecimiento de más de un 100%, pasando de US$35 millones a US$122 millones.

Del Toro proyectó que el crecimiento esperado en el sector será igual o mayor al registrado en el pasado año. Otro expositor del Foro fue el colombiano César Páez, quien analizó las Asociaciones Público- Privadas y el Fideicomiso, vistas desde la experiencia colombiana.

FUENTE: El Listín Diario

 

Aduanas y el Ministerio de Defensa firman convenio para capacitar jóvenes de escasos recursos

La Dirección General de Aduanas (DGA) y el Ministerio de Defensa firmaron hoy un convenio de cooperación interinstitucional para la capacitación en áreas técnicas de mil 942 jóvenes de escasos recursos de los barrios de la zona norte de la capital, en las Escuelas Vocacionales de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional.

El convenio de capacitación fue firmado por el director general de Aduanas, el ingeniero Fernando Fernández, el Ministro de Defensa, el teniente general Máximo William Muñoz Delgado y el director de las Escuelas Vocacionales, general de brigada piloto, Luis N. Payan Diaz.

El propósito de dicho acuerdo entre Aduanas, el Ministerio de las Fuerzas Armadas y la Dirección de las Escuelas Vocacionales, es gestionar proyectos y acciones en conjunto que promuevan el desarrollo y el fortalecimiento de las capacidades técnico-formativa que faciliten la generación de ingresos a cientos de jóvenes -mujeres y hombres- de la República Dominicana.

Fernando Fernández destacó que estos programas de capacitación técnica dirigidos a jóvenes de los barrios empobrecidos de la zona norte de Santo Domingo, contribuirán decididamente a su inmediata inserción en labores productivas y a servir de herramienta esencial para mejorar sus condiciones de vida.

Los cursos, 48 en total, tendrán una duración de un año y contarán con el apoyo económico de la DGA. Entre éstos están zapatería industrial, turismo, inglés, ventas, electricidad, reparación de plantas eléctricas, auxiliar de contabilidad, ventas, cocina hotelera, corneta, creole, fabricación de inversores, auxiliar en farmacia, instaladora y reparadora de líneas telefónicas.

Director de DGA participa de la 121va/122va Reunión Anual del Consejo de Directores de la Organización Mundial de Aduanas

IMG_3610_ed

BRUSELAS – Con la participación de 179 delegaciones, representando a igual número de países, la Organización Mundial de Aduanas (OMA) celebra durante toda esta semana la reunión anual del Consejo de Directores Generales de Aduanas, en Bruselas, Capital de Bélgica, donde el organismo multilateral tiene su Sede.

El Ing. Fernando Fernández, se encuentra participando del importante cónclave, donde los Directores Generales de Aduanas del mundo trazan las políticas y las pautas generales que orientan el accionar aduanero a nivel global.

La República Dominicana ha alcanzado un amplio reconocimiento internacional en materia de modernización de los procesos de despacho de las mercancías de importación y exportación, y se tiene como un referente regional.  Uno de los propósitos de la actual administración encabezada por el Ing. Fernández, es el de acrecentar ese reconocimiento regional afianzando las practicas más avanzadas, tomando como base el Convenio de Kioto Revisado, que fue recientemente ratificado por el Congreso Nacional.

IMG_3614

Consciente de la responsabilidad recaudatoria que toca desempeñar a la dirección general de aduanas, y del alto interés puesto por el presidente de la República en los aspectos aduaneros, la aduana dominicana desarrolla un amplio programa de intercambio de experiencia con otras más avanzadas de diferentes países de las  Américas y de Europa, a los fines de asegurar un desempeño apegado a las mejores prácticas internacionales.

En esta oportunidad, el Consejo de Directores de la OMA, del que forma parte como miembro de pleno derecho la aduana dominicana, está agotando una amplia agenda que incluye aspectos relacionados con la eficiencia recaudatoria, la seguridad en la Cadena Logística de Suministro, el Comercio Informal, la transparencia, la integridad en el desempeño institucional, así como la gestión de riesgos y temas sobre propiedad intelectual y la valoración de mercancías.  Todos ellos, temas que son del alto interés de la aduana dominicana.

La reunión está encabezada por el Secretario General de la OMA, el japonés Kunio Mikuriya, y tiene como orador invitado al Comisionado de la Unión Europea, Sr. Algirdas Semeta.

Este escenario anual constituye una gran oportunidad que es aprovechada por las aduanas del mundo para intercambiar experiencias y configurar acciones conjuntas mediante las cuales se desarrollan estrategias globales para facilitar el comercio, pero también con énfasis en mejorar la lucha en contra de los fraudes e ilícitos derivados del Comercio Transfronterizo, y asegurar el recaudo oportuno de los tributos aplicables al flujo de mercancías.

IMG_3590

Entre las importantes herramientas desarrolladas en el marco de la OMA por mandato de los Directores Generales, el Ing. Fernández ha puesto un gran interés en el denominado Paquete de Competitividad Económica, en cuyo desarrollo han tenido una importante participación los técnicos de la aduana de la República Dominicana.

El Director de Aduanas ha cifrado buenas esperanzas sobre los resultados que se derivaran de estas sesiones de trabajo, y procurará hacer provecho del importante escenario para abrir nuevas oportunidades de cooperación directa con otras aduanas de aquellos países con los que tenemos una relación comercial importante.

Cuando el deber llama: Naciones formalizan darse asistencia mutua en casos de desastres naturales

OEA3

Tomando como bandera la solidaridad entre los pueblos de la región,  las naciones miembros de la Organización de Estados Americanos (OEA) firmaron un convenio para darse asistencia mutua en casos de desastres naturales.

De acuerdo a lo pactado, la asistencia deberá ser rápida,  eficiente y se pondrá en marcha  cuando un Estado precise de ella, salvo que lo establezcan de otra manera.

Para fines de la presente Convención, dice lo pactado, la aceptación de un Estado parte del ofrecimiento de auxilio por otro Estado miembro de la OEA y será considerada como solicitud de asistencia.

Explica que los ofrecimientos y aceptaciones de asistencia, dirigidos por un estado a otro serán transmitidos por los canales diplomáticos o por la Autoridad Nacional Coordinadora de acuerdo con las circunstancias.

Sostiene que el “Estado auxiliador” al ocurrir un desastre mantendrá consultas y un trabajo coordinado el país afectado, a fin de recibir de este último información sobre el tipo de socorro que se considere más apropiado prestar a las poblaciones afectadas como consecuencia del desastre.

Motivación

El documento de la OEA dice que la convención tiene su origen o motivación en la frecuencia con que ocurren desastres, catástrofes y otras calamidades que destruyen la vida y amenazan la seguridad y bienes de los habitantes del continente americano.

 “…el sufrimiento humano causado por esas calamidades puede aliviarse de manera mas eficaz  inmediata si dicha cooperación dispusiera de un instrumento que facilitará y regulará los procedimientos internacionales para la prestación de asistencia”, dice.

Indica que los pueblos americanos poseen un verdadero espíritu de solidaridad y de buena vecindad que se ha manifestado en casos de desastre y que ese espíritu puede fortalecerse mediante una preparación que permita actuar con mayor eficacia.

Coordinación

A los efectos de lo dispuesto en el artículo II, cada Estado Parte designará, de acuerdo con su legislación interna, una Autoridad Nacional Coordinadora, que tendrá a su cargo, entre otras, servir de interlocutor par hacer efectivo el convenido.

Esa Autoridad Nacional se encargará de transmitir, cuando fuera del caso, las solicitudes de asistencia y recibir los ofrecimientos de otros Estados Americanos.

También coordinar la asistencia dentro de su jurisdicción nacional, en los términos del artículo IV de la presente Convención.

De igual forma, cada nación notificará a la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos, a la brevedad posible, la designación de su respectiva Autoridad Nacional Coordinadora.

He aquí el convenio:

Ocurrido un desastre en un Estado Parte, al establecerse los primeros contactos oficiales entre dicho Estado y el Presidente del Comité Interamericano de Asistencia para Situaciones de Emergencia, o su representante en funciones, este último ofrecerá al Estado afectado sus servicios para alertar al Coordinador de las Naciones Unidas para el Socorro en Casos de Desastre.

La Secretaría General notificará a los Estados Partes de la designación de las Autoridades Nacionales Coordinadoras, y de los cambios que sobre éstas le comuniquen los Estados Partes. Igualmente, la Secretaría General hará circular, periódicamente, un boletín informativo acerca de la organización, funciones, procedimientos y métodos de trabajo de las Autoridades Nacionales Coordinadoras.

Dirección v control de la asistencia

Salvo que se acuerde otra cosa, la responsabilidad general de la dirección, control, coordinación y supervisión de la asistencia, dentro de su territorio, corresponderá al Estado auxiliado.

Cuando la asistencia incluya personal el Estado auxiliador deberá designar, en consulta con el Estado auxiliado, la persona que tendrá a su cargo la supervisión operacional directa del personal y equipo aportados. La persona designada ejercerá dicha supervisión en coordinación con las autoridades pertinentes del Estado auxiliado.

Salvo que se acuerde otra cosa, el Estado auxiliado proporcionará, en la medida de su capacidad, instalaciones y servicios locales para la adecuada y eficaz administración de la asistencia. Hará también todo lo posible por proteger al personal, el equipo y los materiales llevados a su territorio a tales efectos por el Estado auxiliador o en nombre suyo.

Medios de transporte, equipos v abastecimientos

Los medios de transporte, equipos y abastecimientos, debidamente identificados, enviados por los Estados Partes para actividades de asistencia podrán entrar, transitar y salir del territorio del Estado auxiliado. Igualmente podrán transitar por el territorio de los Estados Partes que deban cruzar para la prestación del auxilio. En los casos contemplados anteriormente estarán exonerados de pagar impuestos, tasas o cualesquiera otros tributos. De igual manera, en los casos antes mencionados, el Estado auxiliado o el de tránsito pondrán su mejor empeño en agilizar o en su caso dispensar las formalidades aduaneras, y en facilitar el tránsito de tales medios de transporte, equipos y abastecimientos. Asimismo, en ambos casos, se respetarán las áreas restringidas que el Estado auxiliado o el Estado de tránsito determine, de conformidad con lo dispuesto en el artículo VIII.

Vías de acceso y de tránsito

El Estado auxiliado tendrá el derecho de indicar las vías de acceso y los lugares de destino final de los medios de transporte, equipos y abastecimientos. El Estado de tránsito tendrá también el derecho de indicar las vías de tránsito de tales medios de transporte, equipos y abastecimientos.

Personal

El personal del Estado auxiliador, en adelante denominado “personal de auxilio,” podrá entrar, transitar y abandonar el territorio del Estado auxiliado y del Estado de tránsito que sea parte de esta Convención, según sea necesario para cumplir su misión. A estos efectos, cada Estado Parte proporcionará a dicho personal los documentos y facilidades migratorias necesarias, conforme a la legislación del Estado respectivo.

El Estado auxiliador y el Estado auxiliado harán todos los esfuerzos posibles para proporcionar al personal de auxilio documentación u otros medios que permitan su identificación en tal carácter.

Áreas restringidas

Los Estados Partes, en la aplicación de esta Convención, deberán respetar las áreas restringidas así designadas por el Estado auxiliado.

Apoyo del Estado auxiliado

El Estado auxiliado procurará ofrecer el apoyo que sea necesario al personal de auxilio, la asesoría e información pertinentes y, de ser indispensable, servicios de traducción e interpretación.

Riesgos

Los Estados Partes que presten auxilio harán todos los esfuerzos a su alcance para proporcionarlo con pericia y evitar negligencia, sin que ello implique garantía de que no ocurrirán daños.

Protección al Personal de auxilio

El personal de auxilio que haya sido debidamente notificado al Estado auxiliado y aceptado por éste y por las respectivas Autoridades Nacionales Coordinadoras no estará sujeto a la jurisdicción penal, civil ni administrativa del Estado auxiliado por actos relacionados con la prestación de asistencia.

Lo dispuesto en el inciso (a) no se aplicará a actos ajenos a la prestación de la asistencia ni, tratándose de acciones civiles o administrativas, a faltas intencionales de conducta o negligencia grave.

El Estado auxiliado, de conformidad con su derecho interno, podrá extender el trato prescrito en el inciso (a) de este artículo a sus nacionales o sus residentes permanentes que formen parte del personal de auxilio.

El personal de auxilio tiene el deber de respetar las leyes y reglamentaciones del Estado auxiliado y de los Estados de tránsito. El personal de auxilio se abstendrá de llevar a cabo actividades políticas u otras incompatibles con dichas leyes o con las disposiciones de la presente Convención.

Las acciones judiciales emprendidas contra el personal de auxilio o contra el Estado auxiliador serán conocidas y podrán ser resueltas en los tribunales del Estado auxiliado.

Reclamaciones e Indemnización

El Estado auxiliado renuncia a cualquier reclamación por daños o perjuicios que pudieran plantearse contra el Estado auxiliador o contra el personal de auxilio como consecuencia de la prestación del auxilio.

El Estado auxiliado subrogará al Estado auxiliador y al personal de auxilio en caso de reclamaciones por daños o perjuicios que surjan del cumplimiento de la prestación del auxilio que pudieran ser planteadas contra el Estado auxiliador o contra el personal de auxilio por terceras partes.

El presente artículo no se aplicará a actos ajenos al cumplimiento de la prestación de auxilio ni a faltas intencionales o negligencia grave.

El Estado auxiliador y el Estado auxiliado que resulten afectados colaborarán estrechamente entre si a fin de facilitar la resolución de las reclamaciones o procesos judiciales a que se refiere este artículo.

El Estado auxiliado podrá contratar un seguro para responder por los presuntos daños que pudiere ocasionar el Estado auxiliador o el personal de auxilio.

Las disposiciones previstas en los artículos XI y XII podrán ser modificadas por acuerdo expreso entre el Estado auxiliador y el Estado auxiliado.

Costos

Salvo lo previsto en los artículos IX y XII, el auxilio prestado correrá por cuenta del Estado que preste el auxilio, sin costo alguno para el Estado auxiliado, excepto acuerdo en contrario.

Relación con acuerdos existentes

En caso de discrepancia entre la presente Convención y otros acuerdos internacionales en que sean parte el Estado auxiliador y el Estado auxiliado prevalecerá la disposición que facilite con mayor amplitud el auxilio en caso de desastre y favorezca el apoyo y protección al personal que presta tal auxilio.

Organizaciones gubernamentales y no gubernamentales

Las organizaciones internacionales gubernamentales que presten auxilio en casos de desastre podrán, con el consentimiento del Estado auxiliado, acogerse  mutatis mutandis a los preceptos de esta Convención.

Los Estados y organizaciones internacionales gubernamentales que presten auxilio podrán incorporar en sus misiones de auxilio a personas privadas, físicas o jurídicas o a organizaciones internacionales no gubernamentales; esas personas se beneficiarán de la protección que ofrece esta Convención.

Un Estado Parte que solicite auxilio podrá, por acuerdo con una organización no gubernamental, nacional o internacional, aplicar las disposiciones de esta Convención al personal de la Organización, con la salvedad de que no será automáticamente aplicable a dicho personal el párrafo (a) del artículo XI.

Los acuerdos a que se refieren los párrafos (a) y (c) de este artículo no tendrán efectos respecto de terceros Estados.

Firma

La presente Convención estará abierta a la firma de los Estados miembros de la Organización de los Estados Americanos.

Ratificación

La presente Convención está sujeta a ratificación. Los instrumentos de ratificación se depositarán en la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos.

Adhesión

La presente Convención queda abierta a la adhesión de cualquier otro Estado. Los instrumentos de adhesión se depositarán en la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos.

Reservas

Los Estados Partes podrán formular reservas a la presente Convención al momento de aprobarla, firmarla, ratificarla o adherir a ella, siempre que no sean incompatibles con el objeto y propósito de la Convención y versen sobre una o más disposiciones especificas.

Entrada en vigor

La presente Convención entrará en vigor el trigésimo día a partir de la fecha en que haya sido depositado el segundo instrumento de ratificación. Para cada Estado que ratifique la Convención o adhiera a ella después de haber sido depositado el segundo instrumento de ratificación, la Convención entrará en vigor el trigésimo día a partir de la fecha en que tal Estado haya depositado su instrumento de ratificación o adhesión.

Vigencia

La presente Convención regirá indefinidamente, pero cualesquiera de los Estados Partes podrá denunciarla. El instrumento de denuncia será depositado en la Secretaría General de la

Organización de los Estados Americanos. Transcurrido un año, contado a partir de la fecha de depósito del instrumento de denuncia, la Convención cesará en sus efectos para el Estado denunciante, quedando subsistente para los demás Estados partes.

Depósito, registro, publicación y notificación

El instrumento original de la presente Convención, cuyos textos en español, francés, inglés y portugués son igualmente auténticos, será depositado en la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos, la que enviará copia autentica de su texto para su registro y publicación a la Secretaría de las Naciones Unidas, de conformidad con el artículo 102 de su Carta Constitutiva. La Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos notificará a los Estados miembros de esta Organización y a los Estados que hayan adherido a la Convención acerca de las firmas y los depósitos de instrumentos de ratificación, adhesión y denuncia, así como de las reservas que se formularen.

Camino hacia fortalecimiento institucional y transparencia en la DGA

El Gobierno de la República Dominicana tiene el compromiso de impulsar estrategias y medidas para mejorar  la transparencia y fortalecer la  institucionalidad en las entidades públicas con el objetivo de fomentar un desempeño ético en los servidores del Estado.

En este sentido,  nuestro actual excelentísimo señor presidente de la República, Danilo Medina, ha dispuesto que todos los funcionarios al momento de ser designados a cargo de una institución pública suscriban un código de pautas ética, donde se establecen las normas básicas de comportamiento que aceptarán cumplir por el solo hecho de ser designados. Con el Código de Pautas Éticas, el presidente Medina trazó las bases para hacer un gobierno ético y moral, con instituciones transparentes, que realicen sus actividades administrativas y operativas libres de  tráfico de influencia, fortaleciendo la institucionalidad de las entidades y el derecho de los ciudadanos.

En consonancia con estas pautas, la Dirección General de Aduanas (DGA) ha implementado una serie de estrategias y medidas que promueven la institucionalidad  y la imagen institucional para lograr el fortalecimiento de la ética en el ejercicio publico de los servidores aduaneros, mayores niveles de eficiencia y elevar el reconocimiento nacional e internacional como institución moderna incrementando los niveles de competitividad país y de satisfacción de los usuarios. Entre estas medidas mencionamos:

La puesta en marcha del Sistema Integrado de Gestión Aduanera (SIGA), que es  sin dudas, uno de los grandes logros, porque provee a la institución un instrumento operativo que apoya la estandarización de los procesos y permite caminar con pasos firmes hacia una mayor eficiencia de la institución. No es una panacea, pero si un instrumento moldeable a las necesidades presentes y futuras de operación, control y gestión de la DGA.

La herramienta del SIGA permitirá  encaminar a la aduana evolucionar hacia una nueva era de transparencia y eficiencia llamada Aduanas Sin Papeles brindando las mayores garantías posibles de un trabajo aduanal transparente y eficiente a todos los niveles de la institución. Las operaciones sin papeles han probado ser no solo completamente funcionales, sino que mucho más eficiente en cuanto a los tiempos de despacho, y mucho más seguro en el mismo momento que no se necesita tramitar papeles y todo el mundo se nutre de la misma fuente que no permite ser alterada.

La aprobación por el congreso del Convenio de Kyoto Revisado es otro gran logro de la Nación. Con este se hace irreversible la inserción de República Dominicana a los mejores estándares internacionales de facilitación y comercio; lo cual debe redundar en mejoras al clima de los negocios y del país. Dentro de este contexto, se previó la revisión de los procedimientos y políticas aduanales, que proporcionaran a la vez un cumplimiento legal y normativo, y la base referencial para una práctica estandarizada en todos los niveles de la institución. Así con el apoyo de un consultor externo la institución alcanzó la actualización de sus procedimientos y políticas; y se hizo de una nueva metodología para administrar y mantenerlos actualizados su base referencial operativa.

Otro logro que  promueve la facilitación de comercio es la implementación de  la figura de Operador Económico Autorizado (OEA), la cual  sale del ámbito aduanal y va hasta las empresas. El OEA se considera una “mejor práctica” en las aduanas modernas, basada en una colaboración sin precedente gobierno-sector privado para el cumplimiento los más altos estándares de calidad y seguridad en cadena logística. El logro del reconocimiento mutuo con otras aduanas significará hito en la promoción de inversiones en el país, una herramienta muy útil para exportadores, importadores y todas las empresas vinculadas al comercio exterior.

Como contraparte de la facilitación de comercio se implementó la fiscalización que se realiza a posteriori, la cual nos ha permitido evolucionar hacia los nuevos estándares operativos y de calidad. De la mano de la CAPTAC-FMI, la Aduana de Republica Dominicana se ha cambiado  la forma de planificar y ejecutar las fiscalizaciones a partir de elementos de riesgos que hacen mucho más productivos los recursos invertidos en estas labores.

Con la meta de mejorar los procedimientos, políticas, procedimientos y de la estructura organizacional  de Aduana se contrato la firma consultora externa. El levantamiento de información hecha por esta empresa incluyó el desarrollo y la implementación de la nueva estructura, políticas, procedimientos, roles, y funciones alineados a SIGA. En este mismo ámbito, el consultor externo entregó el resultado de la evaluación de puesto, el análisis de equidad y el análisis de competitividad externa, arrojando así una propuesta de tabulador. Actualmente nos encontramos en el diseño de una política de compensación para presentar a la Alta Dirección.

Aduanas diseñó y ejecutó un plan integral para el fortalecimiento de las capacidades de los Recursos Humanos en las Administraciones Aduaneras en el cual se contemplen, además de mejoras del personal en sus distintos niveles, herramientas de gestión de los mismos.  Durante los años 2011 y 2012 el plan de capacitación  incluyó la realización de 84 cursos en diversos temas en el que se capacitaron aproximadamente 3064 empleados.

Toda la novedad de la Aduana solo puede ser eficiente en la medida que se controla, y es el control interno que refleje el espíritu ético vigente, respecto del comportamiento de los actores, la responsabilidad con que encaran sus actividades, y la importancia que amerita su cumplimiento. Construir el Ambiente de Control implica que cada individuo conozca las normativas que debe cumplir en su lugar de trabajo, y que actúa a cabalidad en el cumplimiento de las mismas. En este aspecto la Aduana ha utilizado una gestión de control basada en riesgo para identificar los riesgos que podrían afectar cada uno de los departamentos internos y se realizó un plan piloto que incluyó la evaluación de los riesgos y un plan de auditoría.

Finalmente,  se inscribe un plan de mejoría de las estadísticas de comercio exterior, que reflejan las medidas de la nación en materia de comercio exterior  y, por tanto, pueden expresar un correcto desempeño de la Aduana en el contexto nacional y de inserción de la Nación al mundo globalizado.

Este conjunto de medidas pone en evidencia  los esfuerzos de la Aduana Dominicana a favor del  fortalecimiento institucional y la promoción de la ética y transparencia en la gestión pública en la República Dominicana. Entendemos que alcanzar las metas propuestas nos es cuestión de algunos años, sino que requiere del compromiso para seguir mejorando y adecuando constantemente los procesos y procedimientos internos atendiendo a los diversos factores que afectan nuestro entorno con el pasar de los tiempos.